Traqueobronquitis infecciosa canina o tos de las perreras

En el último mes ha aumentado el número de perros que acuden a nuestro Centro Veterinario Animalia, como Kali, con los principales síntomas de tos (como si tuviesen algo clavado en la garganta), estornudos y secreción muco-purulenta.

Kali no tiene nada clavado en su garganta pero podemos verle su garganta inflamada y también palpar varios de sus ganglios aumentados de tamaño. Kali tiene una traqueobronquitis infecciosa o comúnmente llamada tos de las perreras. Puede estar causada por varios microorganismos como son la bacteria Bordetella bronchiseptica, el virus de la Parainfluenza y Adenovirus Canino-2.

Debe su nombre común de tos de las perreras a que en las perreras, residencias o núcleos donde hay muchos perros es el lugar ideal para propagarse de unos a otros. Perfecto caldo de cultivo para estas bacterias y virus. Podríamos hacer un símil y decir que es como un colegio o una guardería donde una gripe o catarro corre de un niño a otro con gran facilidad.

La traqueobronquitis infecciosa afecta a las vías respiratorias altas (cornetes nasales, garganta y tráquea) y los síntomas que suelen presentar son:

  • Tos muy seca debido a la inflamación de las cuerdas vocales. Se puede confundir con vómitos o con la presencia de un cuerpo extraño en vías respiratorias.
  • Expectoración de mucosidad.
  • Estornudos (menos frecuente).
  • Vómitos: no es por un problema en su estómago sino por el esfuerzo realizado al toser.

Hemos recomendado mantener a Kali aislada dentro del hogar y dar paseos por lugares poco frecuentados por otros perros unos 7 días después de que haya pasado la tos, con el fin de evitar la diseminación ya que es muy contagioso para otros perritos.

Esta enfermedad no es grave en sí misma, lo sería en animales con problemas inmunitarios o en cachorros.

Te recomendamos acudir a tu veterinario cuando observes los primeros síntomas a tu mascota para que se puedan controlar los síntomas desde las fases iniciales y así evitar patologías más graves como es una neumonía.

La mejor prevención para un animal sano, y más si va a estar en contacto con un gran número de perros, es la vacunación específica contra la tos de las perreras. El Centro Veterinario Animalia os recomienda la primera dosis a los 6 meses y revacunación anual. Hoy en día es altamente recomendable ya que cada vez los perros tienen una vida social más ajetreada: acuden a eventos deportivos como el canicros, mercadillos solidarios, parques caninos, residencias, etc.

Lunes, 10 Octubre 2016 00:00 In General

Artículos relacionados (por etiqueta)